El autobronceador, 10 claves para aplicarlo correctamente

Sabemos que cada año por estas fechas te surgen las mismas dudas... ¿Cómo se usa un autobronceador? ¿Cada cuánto hay que aplicarlo? ¿Qué hago para que no me queden manchas? Te damos las claves para que este verano sepas usarlo correctamente.

El autobronceador, 10 claves para aplicarlo correctamente
Julia

13-07-2018

En este artículo vamos a tratar...

    Cuando se acerca el buen tiempo, todas queremos estar bronceadas. Sobre todo ahora, cuando las vacaciones están a la vuelta de la esquina y te la juegas a parecer Casper en bikini. Por eso, el autobronceador es una solución perfecta para conseguir ese tono sutil y bonito.

    Además, es la modalidad de bronceado preferida por los dermatólogos, ya que es la mejor forma para no renunciar a estar morena durante todo el año pero sin dañar la piel. Eso sí: no vale usarlo de cualquier forma, porque puede ocurrir el desastre: tono anaranjado, manchas irregulares, bronceado demasiado oscuro... Seguro que alguna vez lo has experimentado en tus propias carnes. ¡Nunca mejor dicho! 

    Toma nota de nuestras 10 claves para usar este aliado de un buen bronceado

    ​1.- Antes de usar cualquier producto de autobronceado, exfolia la piel de todo el cuerpo para conseguir un tono bronceado uniforme y sin manchas. Es necesario eliminar células muertas para que la piel se renueve. ¡Y para evitar el temido tono anaranjado! 

    2.- Si el autobronceador que vas a utilizar no contiene activos hidratantes (aunque cada vez más los incorporan), hidrata muy bien la piel previamente. El momento perfecto es después de la ducha. 

    3.- Una vez que la piel está exfoliada e hidratada, aplica uniformemente el autobronceador difuminando el producto alrededor de las cejas, en la raíz del cabello, tobillos, rodillas y codos. Son zonas conflictivas a las que tenemos que prestar especial atención. 

    4.- En las zonas amplias, como brazos o piernas, extiéndelo muy bien (solo es necesaria una capa fina) para que no quede producto sobrante que tinte en exceso la piel. 

    5.- Utilízalo de 2 a 4 veces a la semana en función del resultado deseado. Cada piel es diferente, por lo que tendrás que ir observando cómo funciona la tuya. Pero ojo: el bronceado es progresivo pero los resultados son casi inmediatos, por lo que notarás los efectos a partir de la primera hora de aplicación. 

    6.- Nunca lo apliques alrededor de los ojos.

    7.- Lávate muy bien bien las manos después usarlo

    8.- Cierra muy bien el envase una vez utilizado, ya que tiene que conservarse en perfecto estado para la próxima ocasión. 

    9.- El autobronceador no es un fotoprotector por lo que no tiene protección solar: debes aplicarte un producto con SPF si vas a exponerte al sol

    10.- Recuerda que aunque sufras alergias o intolerancias solares, puedes utilizarlo. 

    ¿Te apuntas al bronceado sano?

    ¡Te van a encantar!

    Artículos relacionados

    Si te ha gustado este artículo aquí tienes otros que te pueden interesar.

    Protección Solar

    Consejos para Tomar el Sol sin Descuidar la Piel

    Protección Solar

    5 consejos para tomar el sol correctamente

    Julia

    25/07/2016

    |
    Leer más
    Protección Solar

    EL PROTECTOR SOLAR QUE SI LO PRUEBAS NO VAS A PODER VIVIR SIN ÉL

    Isabel Sanz

    10/06/2022

    |
    Leer más
    Protección Solar

    El protector solar que no pica en los ojos

    Francisco

    26/06/2018

    |
    Leer más

    Soy Beauty! tu gaticornio
    X